jueves, 25 de diciembre de 2014

Malditas soledades

Malditas  soledad.

Fotos: Hortensia 

Maldita soledad que en mi alma  habitas.

Como  animal hambriento  de mi dolor.

Tomaste el corazón que en mi palpita.

Causante  de mi muerte  te siento   yo.
 

Llamas enfurecidas. ¡Duerme mi alma! 
 No quiero  despertarme   por el temor   de

regresar  al mundo de los destierros  que por

sus  soledades    tirito   amor.
 

Cuando llega la noche sueño contigo.

Creyéndonos  furtivos   de nuestro amor,

Despierto  con las luces del nuevo día

Y solo soledades   encuentro yo.
 

Hortensia Alcalá  García

25/12/14

 

miércoles, 17 de diciembre de 2014

Tu verdad y mis miedos


Tu  verdad  Y mis miedos. 
 

Te encontré un amanecer,  como ave solitaria  extraviada.

  Entraste  en    en ares de otras lunas  plateadas.

 A través del cristal  nos conocimos.

 Cruzando  las  miradas.  Verde  el cristalino limpio

 y puro,  con  otro cristalino   miel de  vida, dulce y agua. 

Momentos inciertos  vivimos,  por las dudas,

que nuestros corazones ignoraban.

Sombras    silenciosas e inseguras,  fueron noches

 de pesar  y llanto en   la almohada.

            -A ti: te lo dedico,!! ya que pronto la sonrisa me acercabas.

La flor  que un día   creció del llanto, vuelve a secarse

 Para   crecer   de nuevo en nuestras almas.

Sin saber cómo emprendimos el camino.

Sin saber  cuántas locuras nos aguardan.

¿Te acuerdas que me pediste elegir, entre  tu verdad

y  mi silencio?  …Y sin dudarlo yo te elegí… y tú, callabas.

Caímos nuevamente en el  olvido,  perdiendo nuestro

 Amor que tantas puertas nos cerraba.

            -A Mi: ¡Que  te espere cada mañana! Al igual que aquel ave

 Solitaria extraviada.

Escuchando tu voz enmudecida, solo música en el aire

 Yo escuchaba. 

El roció mañanero   del camino  mi rostro  humedecía

Mientras que a paso lento  de tu recuerdo me alejaba.

            -A Ti: Que  no olvidaste mi destierro,  me buscaste de nuevo

...Sabedor de que yo  por tu querer,   aun   esperaba. 

Ninguno de los dos nos mentimos,  leales a  lo nuestro

Me  aceptabas.

            -A los dos: Que   aun a modo de oasis  del  desierto,

 Deslumbrados  por el sol,  buscamos   la diminuta flor que

Puede sobrevivir sin agua.  Aceptando   nuestras dudas

La  verdad,  los miedos,  y  como sobrevivir  sin agua.

            -A ti, que llegaste  a mí cuando más lo necesitaba.
 

 Hortensia Alcalá García.

17/12/2014/
 Dedicatoria: Poema, Lirica.

 

lunes, 15 de diciembre de 2014

Ton Ton LACENA DE NAVIDAD

   Cuento:  (LA CENA DE NAVIDAD)
 

Ton-ton. ¡¡Soy la Navidad!! ¿Quieres cenar conmigo esta noche?
         -¿Qué tienes para cenar?
Tengo amor, paciencia y piedad.
         -¡¡Entonces no quiero cenar contigo, yo quiero rico manjar, que por eso es navidad.
Ton-ton.¡¡Soy la Navidad!! ¿Quieres cenar conmigo esta noche?
         -¿Qué tienes para cenar?
-Tengo dulces sueños y un alma que alimentar. 
                                                                                                                                                                                                  
         -¡¡Pues no quiero cenar contigo, yo quiero Soufflé y caviar, que por eso es navidad.
 
Ton- ton. Soy la Navidad...-tengo pan para cenar, también tengo rica miel, tengo vino en el lagar. Tengo manzanas y nueces, tengo turrón y Champagne. Pandereta y castañuelas para más tarde cantar. -Cantar al niño que nace la noche de navidad.
 
Ton-ton- soy la navidad; ¿quieres cenar conmigo esta noche? -Tengo cordero, queso y caviar.
Si acarreamos la leña, para la lumbre atizar, si compartimos la cena con los hermanos que están pasando penalidades, que mal viviendo estarán, cenaremos todos juntos bajo la luna al mermar. Compartiremos la lumbre, el cordero y el champagne...el calor de nuestras manos, con cariño y amistad. El amor y la paciencia, la esperanza y libertad. Los sueños que nuestras almas dulcemente cantaran. Le cantaremos al niño que desnudo nacerá, como nacemos desnudos, e igualados al marchar.
Ton-ton-......................................!! ¡Quiero entrar que soy la paz! 


Autora: Hortensia Alcalá García

27/11/2012

martes, 9 de diciembre de 2014

Amores del alma


AMORES DEL ALMA.
 

Quédate conmigo  amor,

pues... no quiero que te vayas.

Bajo el manto de la noche,

 antes de que llegue el alba.
 

Deja que caiga el roció,

el que moja las mañanas,

el que embellece las rosas. 

Del rosal de  nuestras almas.
 

Nuestras almas  que nacieron

de amores de otras mañanas.

 Del latir  de mas amores.

Regados con otras aguas.
 

Amores de almas ardientes,

 del que el tiempo pasa y calla.

Por que la vida  no vuelve, es

  un instante...un momento

por que la vida no es nada.
 

Amores nuevos o viejos,

pero amores que se acaban.

Quédate con migo amor

que no quiero que te vayas.
 

Hortensia Alcala. García

 

 

 

 

 

domingo, 7 de diciembre de 2014

"Lo mires como lo mires, la mujer no vale nada"


“Lo mires como lo mires la mujer no vale nada”

 

…Y digo yo: Como se puede contar, como se puede entender. Como debo yo llamar  a mi suerte de una vez.

Cuarenta y  ocho   años…desde que le conocí, en días ni uno juntamos que no me haya hecho sufrir.

La gente escribe al amor, de sus vidas  con fervor,  contando las cosas bellas  que los años les  dejo.

Pero no siempre  se cuentan las  verdades  de los dos.  Por eso lo digo ahora por eso lo cuento yo. 

Mentiras y más mentiras,  bebidas juego y alcohol. Llorando a lágrima viva la vida he pasado yo.

El corazón no se para mientras  que dios no lo diga,  ya que por el sufrimiento   aguanta día tras día.

Siempre esperando que cambie,  siempre esperando  que diga, que será  la última noche  que sale   por más mentiras.

Perdí  dodos mis amigos  perdí toda mi cuadrilla, pariente y  conocidos y por poco a mi familia.

Como se pude, llevar  una vida tan  compleja y siempre por esperar si el cambia o tu  lo dejas. Que esa es otra la  cuestión, como la cuenta… la vieja. Si dejamos el trabajo para cuidarlo muí   bien y darle todo en bandeja.

 Ahora  nos pasa factura  o la “moraleja”  el tiene la pensión grande y tú la tienes pequeña.  Así que   sigue aguantando y te tragas   las miserias.  Miserias  y  malos ratos,  disgusto que  te  acomplejen.  Ya no sales a la calle, por si  en el pueblo se enteran, que luego los critiqueos  o chismorreos te esperan…. Que tires por donde tires,  que quieras o que no quieras… si no quieres sufrimiento.  Tendrás que pasar miseria.

Sainete verídico.

 Hortensia Alcalá García

 

 

 

sábado, 6 de diciembre de 2014

Esperar el nuevo día


Esperar el nuevo día

 

Dueto: Raimon Hortensia

 

En un momento puse mi mirada en el corazón. Me doy cuenta que hoy me falta una húmeda mejilla donde dejar mi beso y unos brazos de donde colgar mi nostalgia cuando todos crean que ya es hora de considerar que ha pasado el tiempo. Pero hoy lo que necesito son tus labios para dejar en ellos mi gratitud por los momentos y tener tu cintura entre mis manos para saber que existimos. Hoy deberíamos estar juntos, con una tímida vela como única testigo, deseando que un golpe de viento, que indiscreto entre por alguna traidora rendija, cierre los ojos indiscretos de la luz y entonces vayamos a celebrar, sin prisa pero con paciencia, con la música de nuestros cuerpos, hasta esa hora en que recibamos la nueva fecha en el límite del paroxismo, con un orgasmo de felicidad infinita. Y acordaríamos perseguir la medianoche por el mundo y celebraríamos así, borrachos de gozo, hasta que nos alcanzasen las fuerzas, y luego regresaríamos y exhaustos cerraríamos los ojos hasta que uno de los dos, en un suspiro, de nuevo haga la luz. 
 

....Y la luz se hará como se hace cada día cuando en un momento del sueño se despista la mente y nos hace saltar  la propia atalaya de nuestro cuerpo...mientras frotamos bruscamente las persianas de nuestros luceros que nos alumbraran,  para ver o apreciar la pura realidad del  sueño. De nuestro sueño,  El que nos hace vibrar y extasiar con ellos.
Podemos plenamente....ver como se desmaya una flor  en la lejanía   fascinante.
Dejando brillar la   luz  que oculta a la anterior. Mientras el corazón estruja mi cerebro,  Que se deshace en corrientes  e inmensos arróyales  silenciosos para no despertar  el letargo, que retrae el esfuerzo que hacen los pies al querer y no poder acercar la lejanía tan agobiante.  
Al final...Se hizo la luz, y con ella la neblina tímida,  empalagosa e impertinente.  El viento no apago la vela, que alumbro los momentos  gozosos del éxtasis. El beso en la mejilla siguió al abrazo gozoso que precede al  nuevo día.
 

Hortensia Alcalá García

lunes, 1 de diciembre de 2014

Luces y sombras

LUCES Y SOMBRAS
Luces y sombras- fotos Hortensia

La oscuridad de la noche, cegó mis ojos.
Llegaste  a mí  como un  lucero   que me alumbro.
Arcilla  roja que en  el  camino,  pasos,
marcamos  juntos   tú y yo. 

Noches de fuego  vivimos juntos.
Tardes azules  días de sol.
Dicha infinita nos prometimos,
 mirando al cielo que me cegó. 

Hojas de otoño  que lleva el viento,
Color dorado,  del corazón.
 Sangre  en la noche Lloran mis ojos,
  al escuchar la palabra adiós. 

Pasan los años, Vuelvo al camino
  la  noche oscura  que me cegó.
Busco el reflejo   que en aquel tiempo
  testigo fuera de nuestro amor. 

Sombras encuentro,  lloro tu ausencia.
La arcilla   dura  cambio el color.
  Pasos borrados de nuestras huellas.
  Luces y sombras  del corazón. 

Autora:
Hortensia Alcalá García
1/12/2014